los niños

BEBES

El hijo único posee más cualidades que defectos

Siempre se ha dicho que el concepto de hijo único esta asociado con la extrema protección y la mala educación. Sin embargo hoy en día el panorama de esta situación esta cambiando. Las investigaciones llegan a asegurar que un niño que es hijo único posee más cualidades que defectos. Antes, el hijo único tenía fama de creerse el centro del universo, de ser egoísta, malcriado y rebelde. Hoy en día se ve el lado positivo de la situación. Se considera al hijo como una persona normal, independientemente de que sea único o no.
                                                                                                                                                                 

La higiene y los bebés

La higiene es una forma de estar saludable, sano. Una manera de encontrarnos bien. Es necesario prestar atención a los cambios corporales, olores y sudor. Esta observación nos ayudará a eliminar posibles gérmenes que provocan mal olor en nuestros cuerpos. Mantener la higiene es importante no solo para prevenir infecciones e/o inflamaciones, e incluso enfermedades, como también para que nos sintamos más seguros de nosotros mismos. Contribuye positivamente en nuestro ingreso a la vida social, haciendo con que los demás quieran estar a nuestro lado también.


COMO BAÑAR BEBES, NIÑOS Y NIÑAS
La hora del baño debe ser un momento de placer para los mas pequeños, y no una pesadilla envuelta en exagerados cuidados. La bañera bastará con que esté bien limpia. Hay cientos de productos en el mercado que aseguran ser implacables con los gérmenes. A la hora de enjabonarle al bebé o al niño, es mejor que utilices tus propias manos o, si acaso, optes por alguna manopla de algodón que luego puedas meter en la lavadora. La esponja no es recomendable ni para el cuerpo ni para el culito ya que por mucho que la enjuagues y la aclares, nunca estarás segura de que, entre sus múltiples poros, los gérmenes no se han quedado escondidos.

La mejor forma de enseñar higiene a los peques es hacerlo mediante el ejemplo. Asegúrese de que su hijo se lava las manos después de usar el lavabo, y no te olvides de colocar un taburete en el cuarto de baño para que él pueda usar mas cómodamente el grifo. 

Son pocos los niños que disfrutan con el lavado del cabello. De este modo, procure reducir el conflicto manteniendo el cabello corto, usando un champú infantil que no escueza en los ojos, o ofreciéndole incentivos cómo permitir que el niño le lave a usted el cabello o crear peinados divertidos. 

Mantener cortas las uñas de los dedos de pies y manos es más higiénico y ayuda a impedir el rascarse a sí mismo y a otros. 

Qué necesitarás para el baño del bebé

La mejor forma para adquirir seguridad es organizarse. Y para eso nada mejor que reunir y tener a mano todo lo que necesitas para bañar a tu bebé. Para bañar a un bebé pequeñito es necesario: jabón neutro, toalla de algodón, peine o cepillo, ropa limpia, champú adecuado para los bebés, pañales, una bañera (móvil o fija), y una esponja (opcional).

                    

Cómo empezar el baño del bebé

Cuando tengas todo el material necesario, lávate las manos, y en seguida cierra bien la puerta y la ventana de la habitación donde bañarás al bebé, para evitar corrientes de aire. Y siga pasos:

1- Comprueba de que la bañera está limpia. Llena la bañera con agua tibia. Utiliza el codo o la parte interior de la muñera para comprobar que la temperatura es apropiada. Puedes utilizar un termómetro de baño. El agua no debe superar dos 30 grados centígrados.
2- Desnuda al bebé, límpiele la zona del pañal, y envuélvalo en una toalla.
3- Límpiale la carita y las orejas con un trocito de algodón húmedo.
4- Sostenga al bebé con su brazo derecho, del mismo modo como si llevaras una pelota, inclínelo sobre la bañera, y con la mano izquierda, y lávele la cabeza con el mínimo de champú. Enjuague bien y seque para cepillar después.
5- Lavada la cabeza, sostenga los hombros del bebé con una mano, introduciendo los dedos por debajo del sobaco y sosteniéndole das piernas o el trasero con la otra mano. Es importante no dejar de sonreírle y hablarle mientras lo manejas.
6- Introduzca al bebé en el agua. Mantenga una mano por debajo de los sus hombros, de modo que tenga los hombros y la cabeza fuera del agua, y utilice la otra mano libre para lavarlo.
7- Con o sin esponja, lave, enjuague, y seque de arriba abajo. Primero el pecho, los brazos, las manos, hasta las piernas y los pies.
8- Gire al bebé para lavar la espalda y el trasero.
9- Una vez que esté limpio y enjuagado, levántelo con suavidad y cúbralo con una toalla.
10- Séquelo bien, y lo envuelvas para darle calor.

Bañar a un bebé recién nacido

A un bebé recién nacido, lo ideal es darle un baño seco, sin inmersión en el agua, en los primeros días. Antes de desnudar al bebé, se limpia su cabecita con una esponja suave y humedecida con agua tibia. Con un algodón también humedecido en agua tibia, y algo de jabón, se limpia los ojitos, la nariz, la carita y las orejas, y luego todo el cuerpo. En seguida se enjuaga todo con una toalla suave, sin frotar. Séquelo y póngale su ropita limpia. Es importante que revises el cordón y el área del ombligo. Si supura, tiene un color rojizo o mal olor, comenta con el pediatra. El cordón se limpia con agua y jabón. Y se seca muy bien.

Consejos y recomendaciones importantes para bañar a un bebé recién nacido

Existen algunos cuidados especiales que debemos considerar durante el baño del bebé:
1- Nunca deje solo al bebé durante el baño. En el caso de que surja alguna urgencia, llévatelo contigo.
2- No es recomendable la utilización de talcos, colonias, etc., principalmente en los primeros meses. Pueden desencadenar alergias.
3- La altura de la bañera debe ser adecuada a la altura de la persona que está bañando al bebé. Lave siempre la bañera antes y después de su utilización.
4- Asegúrate de secar bien todos los pliegues de la piel, especialmente debajo del mentón, detrás de las orejas, y el área del pañal.
5- Aprovecha la hora del baño para revisar a tu bebé para descartar erupciones, inflamaciones u otros problemas. Observa si presenta costra láctea en la cabeza.
6- No te desanimes si tu bebé llora mucho en los primeros baños. El desconocido seguramente le asustará. Con el tiempo él se acostumbrará, y llegará a disfrutar de este momento de placer. Y sus papás también.

Lavar y bañar a una niña

De ninguna forma existe la necesidad de abrir los labios de la vulva de la niña para limpiarle el interior. Limítese a lavarle y a secarle la zona cubierta por el pañal (o braguita), desde delante hacia atrás. De este modo evitará manchar la vulva y reducirá el riesgo de extender las bacterias de los intestinos hacia la vejiga o la vagina.

Lavar y bañar a un niño

Jamás intente retirar la piel del prepucio de un niño para limpiarlo ya que podría causarle daño. Lave toda la zona cubierta por el pañal (o calzoncillos) y séquela con cuidado. Cuando el niño tenga tres o cuatro años de edad, el prepucio estará más suelto y podrá retirarse sin emplear la fuerza.

Decorar la habitación del futuro bebé requiere paciencia y mucho amor

El diseño del espacio que va ocupar los pequeños en la casa es algo que ni todas las mamás y los papás lo tienen idealizado. Durante el embarazo, algunos padres ya visualizan los colores y el tipo de decoración que quieren para la habitación de su hijo. Otros, prefieren esperar, visitar tiendas, consultar opiniones, y otros aún prefieren preparar el básico y dejar para decorar la habitación poco a poco después de que nazca el bebé. Lo mismo ocurre con los gustos. Algunos prefieren algo muy simples, con algunos apaños aquí y otro allí, y otros, en contra, prefieren montar la habitación de sus sueños con todo lo que ellos creen que el futuro bebé tenga derecho. Algunos optan por comprar y otros prefieren crear y montar ellos mismos. De todas formas, la habitación donde va a dormir vuestro bebé deberá ser algo más que una habitación. Debe reflejar en cada rinconcito, el cariño y la dedicación de sus padres y familia.

                                                                                                           

La decoración según la edad del niño

A la hora de decidir por la decoración de la habitación de los peques, se debe, primero, tomar las medidas del espacio que tenéis para hacerlo. También es conveniente tener claro cuánto se puede y quiere gastar. El enfrentarse al reto de decorar la habitación del futuro bebé requiere paciencia, determinación, bien como el empleo de mucho amor y voluntad. Los sentimientos se expresan y se notan en las cosas que hacemos.

Por lo general, los expertos en decoración creen que la decoración de un cuarto para los pequeños se puede dividir entre dos edades. Una habitación de bebés recién nacidos hasta los tres años de edad, y desde los tres hasta los 11 años. Sin embargo, los principios para decorar la habitación suele ser lo mismo: el color de las paredes, los muebles y sus posiciones, ropa de cama, cortinas, alfombra, iluminación,... Habitualmente, algunos padres suelen elegir y seguir un tema infantil, como el de Mickey, Barbie, Winnie Pooh, etc. Ellos creen que así es más fácil a la hora de decorar. Otros prefieren usar la propia creatividad e inventar un ambiente más personalizado. Todo irá depender de la disponibilidad del espacio, dinero, del tiempo, y del grado de ilusión que tengáis.
La oferta de decorados para una habitación de chiquillos es cada día más variada y amplia. Y hay precios al alcance de todos los bolsillos. Quizá sea por esta razón que la demanda también siga un ritmo creciente.
                 
                                           
Los muebles son la mejor opcion para los niños

Aportaciones de los juegos a los niños

El juego es una actividad, además de placentera, necesaria para el desarrollo cognitivo (intelectual) y afectivo (emocional) del niño. El juego espontáneo y libre favorece la maduración y el pensamiento creativo. Los niños tienen pocas ocasiones para jugar libremente. A veces, consideramos que "jugar por jugar" es una perdida de tiempo y que sería más rentable aprovechar todas las ocasiones para aprender algo útil. Por medio del juego, los niños empiezan a comprender cómo funcionan las cosas, lo que puede o no puede hacerse con ellas, descubren que existen reglas de causalidad, de probabilidad y de conducta que deben aceptarse si quieren que los demás jueguen con ellos.

Los juegos de los niños deberían considerarse como sus actos más serios, decía Montaigne. El juego espontáneo está lleno de significado porque surge con motivo de procesos internos que aunque nosotros no entendamos debemos respetar. Si se desea conocer a los niños -su mundo consciente e inconsciente- es necesario comprender sus juegos; observando éstos descubrimos sus adquisiciones evolutivas, sus inquietudes, sus miedos, aquellas necesidades y deseos que no pueden expresar con palabras y que encuentran salida a través del juego.

Juego y realidad: valor del juego simbólico (juego de ficción)

Los tipos de juegos de los niños muestran su evolución:
- Juegos funcionales, juegos de acción, de sensaciones y movimientos, en la etapa de las adquisiciones sensorio motrices.
- Juegos de ficción, juegos simbólicos o de representación, en las etapas del pensamiento preoperatorio y de las operaciones concretas.
- Juegos reglados y estructurados, deporte, juegos de competición, propios de la etapa del pensamiento formal y de la concentración. El juego simbólico o de ficción es el juego infantil por excelencia. Obligado a adaptarse a un mundo social adulto y a una realidad física que aún no comprende, el niño necesita inventarse su propio mundo a partir de aquello que vive, pero traduciéndolo a un lenguaje simbólico, personal, con el que adaptar ese mundo externo a sus necesidades. Por medio del juego de ficción el niño asimila poco a poco ese mundo externo, lo elabora y se adapta a él en un proceso continuo de maduración.

Juego y desarrollo intelectual

Los niños empiezan a usar símbolos desde el segundo año de vida (por ejemplo, al señalar un perro diciendo "guau" o al hacer como si bebiera de una taza), repitiendo actuaciones que han visto en adultos, representando sucesos que han vivido o imitando el funcionamiento de determinados objetos. Es la imitación diferida. En ese imitar del niño se produce la asimilación de las situaciones y relaciones que observa en el mundo que le rodea. Parte de modelos concretos para, más adelante, llegar a la concentración. La función simbólica es una meta representación común al juego y a otras actividades humanas como el lenguaje. Cuando falla la adquisición y utilización de la función simbólica (en la afasia, en el autismo, en la deficiencia mental...) se advierte la importancia de la misma en la maduración personal y la necesidad de potenciar en la infancia la práctica del juego espontáneo para que puedan lograrse los niveles adecuados en cada etapa evolutiva.

Juego y personalidad

A veces, determinadas dificultades, que quizá parecen insuperables para el niño, pueden hacerse frente por medio de los juegos, siempre que se aborden a su modo y planteando de uno en uno los aspectos del problema Los celos por el nacimiento de un nuevo hermano, por ejemplo, es un tipo común de conflicto, que suele aparecer enmascarado en los juegos como reacción a procesos internos que el mismo niño desconoce, pero que le ayudarán a aceptar esa realidad, al representarse el problema de una forma nueva y grata para él, como cuando trata a su muñeco del mismo modo que él quiere ser tratado o cuando reacciona en su juego como querría haberlo hecho en la realidad. En el juego se da una adaptación entre lo imaginable (todo es posible) y lo permitido (reglas de conducta), en la que el niño tiene tiempo de aprender lo que es factible y correcto mientras permite una salida airosa a sus impulsos.

En síntesis, el juego...

...es una actividad imprescindible para el niño. El juego es necesario para el desarrollo intelectual, emocional y social.
- Permite tres funciones básicas de la maduración psíquica: la asimilación, comprensión y adaptación de la realidad externa.
- Exige ofrecer al niño el tiempo y los medios favorables para que lo pueda realizar a su modo.
- Favorece las adquisiciones sociales tempranas, las habilidades de comunicación social. Es una preparación para la vida adulta.
- Como conducta exploratoria, impulsa la creación de campos de acción y la creatividad.
- Tiene un sentido para el niño. Cuando se le interrumpe cualquier juego, se le priva del desenlace de un argumento creado por él mismo con una finalidad que no siempre alcanzamos a comprender.

 Juguetes y regalos para niños

los juguetes para los niños tienen que tener alguna relacion afectiva con ellos, seguridad, cariño, ..., Aqui le mostramos algunos jugetes que le pueden interesar para su hijo o hija:
   
                                                                                              
                             
Para los niños que sean mas mayores el ejercicio le sienta muy bien aqui te enseñamos lo ultimo en juegos deportivos un ejemplo nes la Cuerdas

Regalos para las mamas

Los regalos que prefieren las futuras o nuevas mamas son:
-bombones,
como no algo dulce
-un buen rato de descanso
-regalos sorpresas
-joyas
-flores
pero lo mas valioso son sus hijos
 

Actividades Infantiles y Educación Preescolar en
Primera Escuela

Primera Escuela provee actividades infantiles divertidas y materiales de educación preescolar, parvularia y nivel inicial.  Encontrará temas educativos, artes manuales, manualidades, paginas infantiles, dibujos para colorear y otros recursos educativos imprimibles en español.

Cómo disfrutar y utilizar los recursos de Primera Escuela:

Primero, visite la sección Primeros Materiales para familiarizarse con lo que se necesita para hacer las actividades y manualidades. ¡Casi todos los materiales se encuentran en su hogar!

Visite la sección Primeros Temas Infantiles y escoja las actividades que desee incluir en su calendario de actividades.